Cómo conseguir unos abdominales perfectos

Publicado en Wellness

Descubre cómo trabajar los músculos abdominales para disfrutar de un vientre plano y tonificado.

Para muchas personas, lucir un vientre plano y unos abdominales duros puede ser una mera fantasía. No importa cuánto lo intenten, tonificar sus músculos abdominales es la parte más difícil de conseguir el aspecto físico que quieren. ¿Pero puede deberse a la forma en la que lo están haciendo?

Conseguir que tus abdominales estén forma no tiene por qué ser una lucha. Seguir algunas rutinas de ejercicios simples y asegurarse de que tu dieta es la adecuada son dos maneras eficientes y efectivas de conseguir unos abdominales perfectos. Aquí tienes algunos consejos importantes para ayudarte a deshacerte de esa grasa del vientre y convertirla en músculo.


1.Redirige tu dieta

Elegir una estrategia dietética adecuada es un aspecto clave para el crecimiento del musculo que te ayudará a conseguir esos abdominales firmes que quieres. No puedes comer simplemente verduras hervidas y machacarte para obtener un estómago plano; necesitas una dieta equilibrada para asegurarte de obtener todas las vitaminas, proteínas, fibras y antioxidantes adecuados para mantener un metabolismo saludable que te permita desarrollar masa muscular alrededor de la cintura.

Los mejores alimentos para conseguir abdominales con tu dieta son:

● Huevos: la fuente perfecta de proteínas. Los huevos ofrecen un gran equilibrio de aminoácidos, lo que ayuda a tu cuerpo a desarrollar músculo cuando realizas ejercicio. Además, te llenarán más por la mañana y así no tendrás la necesidad de consumir azúcar.

● Vegetales de hoja verde: gracias a su bajo contenido en calorías, comer vegetales de hoja verde te ayudará a reducir la grasa alrededor de tu estómago. Tanto las espinacas como el brócoli son una buena fuente de calcio, lo que te ayudara a darle energía a tus entrenamientos.

● Salmón: una fuente excelente de ácidos grasos omega-3. El salmón promueve la eliminación de grasa, lo que hace que tu metabolismo sea más eficiente y esté lleno de proteínas que se llevan bien con los abdominales. El pescado también puede ayudar a retrasar la digestión y eliminar los antojos de otros alimentos.


2.Obtén una rutina adecuada

Para lograr unos abdominales marcados no se trata solo de hacer una abdominal tras otra. Necesitas practicar una combinación de rutinas de entrenamiento que no solo trabajen tus músculos abdominales sino también aquellos que los rodean para construir un core firme.


La bicicleta

Realizando un movimiento similar al de ir en bicicleta, este entrenamiento hará que todos los músculos alrededor de tus abdominales trabajen conjuntamente para fortalecer tu core.

  1. Acuéstate de espaldas y eleva ligeramente los hombros del suelo, colocando las manos detrás de las orejas.
  1. Lleva las rodillas al pecho.
  1. Extiende una pierna manteniéndola levantada del suelo, luego lleva el codo hacia la otra rodilla que está en tu pecho.
  1. Sostenlo momentáneamente, luego repítelo.
  1. Realiza 15 repeticiones en cada lado.

Sujeción abdominal

Este ejercicio se enfoca únicamente en tus músculos abdominales aplicando presión a tu abdomen y forzándolo a mantener el peso de tu cuerpo.

  1. Siéntate erguido apoyado en el borde de una silla resistente, luego coloca las manos en el borde con los dedos apuntando hacia las rodillas.
  1. Aprieta los abdominales, levanta los dedos del pie ligeramente del suelo y levántate.
  1. Mantén en esta posición de 5 a 10 segundos.
  1. Baja de nuevo y repite este ejercicio durante 1-2 minutos.

La plancha

El entrenamiento clásico de abdominales. La plancha es una forma segura de fortalecer los músculos centrales y obtener esos abdominales marcados con los que sueñas. Mejor guárdatelos para el final de tu rutina.

  1. Ponte en la posición de plancha, colocando las palmas de las manos en el suelo, justo debajo de los hombros en el suelo.
  1. Aguántalo 30 segundos, con las abdominales contraídas.
  1. A medida que desarrollas la fuerza, mantén esta posición más tiempo, hasta llegar al minuto.
  1. Ve más allá: prueba la plancha con un solo brazo y cámbialo por el otro.

Publicado en Wellness